Situación fiscal heterogénea y aumento de la deuda pública marcan a Sudamérica

(Por Diego Díaz) El informe Balance Preliminar de las Economías de Latinoamérica y el Caribe 2018 de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) resalta algunos aspectos macroeconómicos referentes a nuestra región –Sudamérica– como por ejemplo el desequilibrio de la situación fiscal en algunos países, el aumento de la deuda pública, la evolución dispar de las recaudaciones tributarias y la volatilidad de las monedas.

Image description

En lo que respecta a la macroeconomía, el informe sostiene que en América Latina existe una situación fiscal heterogénea en los países que componen el continente, sin embargo, varios de ellos están adoptando medidas de consolidación fiscal para disminuir los desequilibrios de las cuentas públicas.

Específicamente en América del Sur, el análisis indicó que el subcontinente está camino a la consolidación fiscal: disminuyó el déficit fiscal primario (del 1,7% con el que se cerró 2017, se bajó a 1,1% del PIB) por el repunte de ingresos públicos a causa de la mayor recaudación asociada a la actividad económica. Paraguay terminó el año con un déficit fiscal de -1,5%, respetando la Ley de Responsabilidad Fiscal y con una recaudación tributaria de G. 12.780.192.000.000 según datos de la SET, es decir 2,4 puntos de diferencia con 2017.

La CEPAL señaló que los ingresos que hicieron que las recaudaciones de la actividad económica incrementen fue el aumento de la contribución del sector extractivo (actividad agraria, minera, entre otras). En el caso de Paraguay, la SET registró la suba de 10,2% de las contribuciones por IMAGRO e IRAGRO y 0,1% del IVA agropecuario, que corresponden a las actividades agroganaderas.

En el aspecto fiscal, Sudamérica mantuvo su tendencia a la baja del gasto primario, que pasó del 21,1% al 20,9% del PIB en la relación interanual.

El aumento de la deuda pública en relación a 2017 es un punto que resalta la CEPAL, América del Sur tuvo un incremento de 3,1%, llegando al final de 2018 con 43,2% de deuda. Según el informe, aunque la tendencia sea la disminución del déficit fiscal, el costo de la deuda pública se podría encarecer en 2019 y de esa manera continuar con la tendencia alcista.

Los países con mayor índice de crecimiento en el endeudamiento son Argentina (20,3%), Colombia (3,3%) y Brasil (3,2%). Paraguay es el país con menor endeudamiento de América del Sur. Es necesario resaltar que desde 2016 la tendencia es que la deuda pública suba.

Continuando con las conclusiones del informe de CEPAL, el organismo interpretó que la recaudación tributaria se elevó (0,3%) pero fue gracias al aumento de los ingresos de Chile y Perú (1,1% y 0,9%), lo cual ocurrió por el efecto de recuperación de los precios internacionales de los principales recursos naturales no renovables.

Asimismo, la presión tributaria en Brasil tuvo una recuperación de 0,7% en relación con 2017, Argentina cerró el año con 32,6% –según el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF)– y Paraguay con 10% (menor presión tributaria de la región).

Las tasas de la política monetaria también fueron otro aspecto que el informe trabajó. Los datos reflejaron que Guatemala, Honduras y Paraguay no experimentaron cambios en las tasas desde 2015 a octubre de 2018. Argentina, Colombia, Brasil, Chile y Uruguay depreciaron su moneda hasta más del 8% y en nueve países de Latinoamérica más Bolivia, Paraguay y Venezuela la apreciación superó el 10%.

Otros datos

El gasto corriente en América del Sur tiene un promedio de 17,8% del PIB. La concentración del gasto corriente está fundamentada en el incremento que existe en el pago de intereses observados en toda la región, que tiene como factores: el aumento de la deuda pública y de las tasas de intereses, como el movimiento no favorable de los tipos de cambio.

Como consecuencia, el informe establece que existe poco espacio para políticas sostenidas en el gasto público.

En toda Latinoamérica la inversión pública está en baja, de 3,6% que se tuvo en 2016 ahora disminuyó a 3,3% del PIB, en Sudamérica pasó de 3,6% a 3,1%. Esto significa que hubo una caída del crecimiento en la región y por ende en el bienestar de los habitantes.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: