Productos paraguayos con base de cannabis no psicoactivo suman nuevos mercados

Desde la habilitación de la producción de cáñamo en el país, esta materia prima no solo ya fue industrializada, sino que es demandada en otros países. Ahora dos empresas enviaron sus productos basados en cannabis no psicoactivo a Estonia y Estados Unidos, países que se suman a Costa Rica, Holanda, Reino Unido, Australia y Canadá, como destinos de la industria local.

Image description

La Cámara de Cáñamo Industrial del Paraguay (CCIP) informó que las empresas que concretaron el envío son sus asociadas Deutsch Import SRL, con sus marcas Cannafusion, y Maiteiblends; y Better Body Hemp SA, con Essential Hemp.

El presidente de la CCIP, y vicepresidente de la Asociación Latinoamericana de Cáñamo Industrial (LAIHA), Marcelo Demp, dijo que anteriormente las empresas asociadas exportaban a granel, es decir, la materia prima.
 


“Se exportaba a Holanda, Reino Unido, Canadá, Australia y EE.UU. En el último trimestre del 2021, hubo industrias nacionales que se acercaron a la cámara para la posibilidad de una alianza”, contó Demp. Así nacieron tés, cosméticos y alimentos elaborados en base a cáñamo.

Luego, en diciembre, ya se realizaron las exportaciones de productos terminados. Comentó que un contenedor completo tuvo como destino Costa Rica, que a su vez distribuirá la mercadería en Guatemala, Panamá y México.

Agregó que, en la víspera, Estonia importó algunos productos para distribuir a Portugal, España, Holanda y Miami, Estados Unidos.
 


“Las exportaciones representan de nuevo un hito porque ningún país en Latinoamérica logró exportar productos terminados con cannabis a estos destinos, y Paraguay está generando gran expectativa en el mercado exterior”, expuso.

En otro orden, destacó que la producción nacional del cáñamo ayuda a la agricultura familiar campesina en 11 departamentos y también que, por primera vez, es producida por pueblos originarios, lo cual genera interés en los importadores y un gran impacto socioeconómico.

Remarcó que el cannabis no psicoactivo representa una producción ambientalmente sostenible y su captura de carbono contribuye a disminuir la polución de gases de efecto invernadero.
 


“La planta del cannabis genera una revolución industrial porque se puede dejar de contaminar haciendo plásticos ecológicos con esta materia prima. De las semillas se elaboran alimentos con alto valor nutricional; y las flores o extractos del cannabis, se pueden usar en una infinidad de productos”, aseguró.

Anunció también que más empresas se acercaron a la cámara con la intención de industrializar sus productos con los ingredientes del cáñamo. “Se acercaron empresas de bebidas, yerba mate, empresa de jabones sólidos y líquidos”, citó.

Paraguay es el único país de la región que liberó, tras casi tres años de burocracia, el uso de cannabis no psicoactivo, cuyo uso industrial está diversificado y es demandado en el mundo. Puede ser materializado en alimentos, suplementos, cosméticos, papel, tela, plástico.

Cabe recordar que el cáñamo posee más usos, por lo que su potencial es alto. La planta es considerada no psicoactiva porque solo puede tener hasta 0,5% de tetrahidrocannabinol.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: