El cuarto de una princesa

(Por Nora Vega - @noriveg) Decorar el cuarto de la princesa de la casa definitivamente no es una tarea fácil. Elegir los colores, el mobiliario adecuado y tener en cuenta ciertos juegos o elementos, que además de decorar van a servir como parte del aprendizaje, son factores que hay que tener en cuenta. Carrozas, casas y hasta hermosos castillos son parte del estilo actual, cuyo límite es simplemente la imaginación. Pero, ¡atención! No hace falta exagerar, a veces solo con algunos detalles se puede lograr un dormitorio que cause un mundo de suspiros.

Image description
Con algunos simples detalles se puede lograr una hermosa habitación de princesas. (Gentileza @Houzz)
Image description
Algunos cuartos son muy excéntricos, pero sobre gustos no hay nada escrito. (Gentileza @Houzz)
Image description
Un espacio Beauty siempre es ideal para las nenas. (Gentileza @Houzz)

Muchas niñas de entre 4 a 6 años tienen la ilusión de ser princesas y la verdad que lo pueden lograr al ser la dueña de un propio palacio: su dormitorio. “Las nenas desde chicas juegan a ser princesas o parecerse a su mamá, se convierten en amantes de los maquillajes, cremas, secador de pelo y moños. Una buena opción para el cuarto de nenas es un espacio beauty, que además de complementar este estilo, les sirva como parte del juego diario”, comenta Viviana Achon, propietaria de Mundo en Miniatura.

Se puede empezar evaluando el piso y las paredes del dormitorio. La pintura ideal es la que tenga colores pasteles o pálidos, con lo cual se va a lograr una mayor sensación de amplitud, libertad y frescura. Si estás buscando un ambiente más vistoso, pintarla de algún tono más fuerte y agregarle un vinilo, podría ser la opción ideal. También muchas personas optan por usar empapelados, los diseños infantiles de princesas son encantadores y generalmente su aplicación es de fácil colocación.

Antes de decidir la combinación de colores que integrará la habitación de la princesa, es mejor tomarse un tiempo para buscar algunos detalles y complementos como edredones, cuadros o algún objeto relacionado el tema. A partir de allí, se puede reproducir los colores de estos elementos o la gama de los mismos en toda la habitación. También sería bueno preguntar a la nena si quiere un dormitorio con todas las princesas o solo se identifica con una en especial. Esto ayudará a ir encaminando el rumbo.

Elegir el color es una tarea complicada, ya que siempre queremos caer en el cliché del rosado y tampoco no queremos que el dormitorio sea un lugar muy excéntrico, aunque como dicen: sobre gustos no hay nada escrito. “Al pensar en una nena de esa edad, siempre nos viene a la mente el color rosado, pero hoy en día la paleta de colores se amplió bastante, se mezclan muchos tonos vivos como el fucsia, el naranja, el verde Tiffany, el coral, el verde manzana y el lavanda”, indica Viviana.

En cuanto a los muebles, son muchas las alternativas y dependiendo del presupuesto que tengas asignado para remodelar el dormitorio o decorarlo de cero, hay grandes opciones que no necesitan de mucha inversión. Mundo Miniatura cuenta con numerosos diseños ya armados y otras opciones que se pueden fabricar con proyectos exclusivos.

Qué no debe faltar en el cuarto de una princesa:
1. Un espacio para los juguetes. Pensar en algo divertido para el guardado de los mismos.
2. Un toque de color en las paredes que den alegría al dormitorio.
3. Muchos detalles, como cuadritos, espejos, veladores; ya que las niñas son muy detallistas.
 

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: