Unos buenos lentes de sol nada tienen que ver con la moda sino con la salud ocular

Los rayos del sol no solo lastiman nuestra piel sino también nuestros ojos y podrían causarnos varios problemas, entre ellos la lesión de córnea, por esto es importante cuidarlos en esta temporada de tanto calor y exposición a la luz solar. La directora del Programa de Salud Ocular del Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social (MSPyBS), Dra. Miriam Cano, recomienda el uso de lentes de sol con certificación de filtro UV que bloqueen la radiación en 99 a 100%.  

Image description

Según el portal del MSPyBS, los rayos UV pueden ser de tipo A, B y C, siendo los más dañinos los de tipo C que por fortuna son casi completamente absorbidos por la capa de ozono y debido a lo cual no nos afectan. Sin embargo, la radiación UV tanto A como B pueden producir enrojecimiento de los ojos (conjuntivitis), queratitis (lesión de la córnea), cataratas, lesiones de retina, e incluso tumores.

En este contexto, la directora del Programa de Salud Ocular aconseja protegerse con anteojos de sol que bloqueen en 99% a 100% las radiaciones UV y cubran por completo los ojos; a lo que puede añadirse el uso de sombreros para un mejor cuidado. Cano resaltó además que la protección UV de los lentes de contacto no es suficiente, de modo que aconseja usarlos con gafas de sol. 

Ahora bien, algunos dicen que las gafas oscuras pueden dañar la visión, y sí, pueden hacerlo, dependiendo del material, porque al economizar demasiado, se puede perder protección. “Podrían dañar los ojos si se tratan solo de anteojos oscuros, sin filtro que bloquee los rayos ultravioletas, ya que al pasar menos luz se dilata la pupila y entra más radiación al interior del ojo. De ahí la importancia de conocer lo que se usa, es necesario que los lentes tengan la certificación de que poseen Filtro UV”, manifestó.

Asimismo, la directora agregó que las personas que tienen problemas de refracción, es decir, los que necesitan corrección para ver bien, deben consultar con el oftalmólogo a fin de adquirir los anteojos con la corrección necesaria y el filtro bloqueador.

Vale destacar que los niños y los adultos mayores necesitan los mismos cuidados y que en nuestro país es necesario utilizar lentes protectores todo el año, de acuerdo a lo indicado por la doctora.

“Los niños idealmente deben realizar actividades a la luz natural por lo menos dos horas al día para disminuir la progresión de miopía. Si no pueden usar anteojos para sol, podrían protegerse con sombreros o viseras que disminuyan la entrada de los rayos a los ojos”, expresó Cano.

En esta época también es común la sequedad ocular por el uso continuo de acondicionadores de aire y ventiladores. Los signos del ojo seco son el enrojecimiento y la sensación de arenilla, que mejoran con el uso de lágrimas artificiales las cuales idealmente no deben contener conservantes puesto que el uso crónico podría irritar los ojos.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: