La cámara de acción más barata

La crisis económica global ha sido un gran aliado de las marcas china de electrónica. La buena relación calidad-precio de sus productos, sumada a un consumidor cada vez más exigente, les ha facilitado un rápido proceso de internacionalización.

Es el caso de Elephone, un fabricante de teléfonos móviles de la ciudad suroriental de Shenzhen que únicamente comercializa sus productos fuera de China, porque, como comenta su directora de Marketing, Zoe Chou, en el gigante asiático “la competencia es muy elevada y el mercado está excesivamente saturado”.
 
Consciente de ello, Elephone ha decidido dar un paso importante y cerrar un acuerdo con empresas locales para establecer tres centros de atención al cliente en Europa. Uno de ellos estará situado en Tarragona. “Queremos estar entre los primeros que llegan a mercados prometedores, como España, y sabemos que para tener éxito necesitamos mejorar el servicio que proporcionamos al cliente. No es práctico enviar el aparato a China si hace falta repararlo”, añade Chou.
 
Además, en un intento por diferenciarse del resto, Elephone apuesta por diversificar su catálogo y no ceñirse exclusivamente a los teléfonos móviles. “Esos han sido nuestra carta de presentación, pero es hora de ofrecer otros productos y abrir un abanico lleno de posibilidades”, explica la directiva. Por eso, el último aparato que ha lanzado en España es Elecam Explorer, la cámara de acción más barata del mercado. Cuesta 70 euros y viene con multitud de accesorios que permiten instalarla en infinidad de lugares: desde el mango de la bicicleta, hasta un casco deportivo, pasando por cualquier correa.
 
Incluye también una carcasa estanca que puede sumergirse hasta los 30 metros de profundidad y que no molesta en el acceso a los botones de control. Cuenta con una batería de 900 mAh. que otorga una autonomía de dos horas de grabación, tiempo que puede variar dependiendo del uso del WiFi y de la resolución elegida. Su sensor CMOS toma fotografías JPEG de 16 megapíxeles y graba en 4K (3.840 x 2.160). No obstante, como la resolución nativa es FHD (1.080p a 60 fps), para lograr la máxima calidad el aparato necesita interpolar los píxeles, una operación que requiere reducir a 15 fotogramas por segundo la tasa de imágenes. Así que lo más adecuado es grabar en FHD. La Elecam está lejos de proporcionar vídeos de la calidad de la gama alta de competidores como GoPro. Pero tampoco es de extrañar teniendo en cuenta que cuesta menos de una cuarta parte del precio de los mejores modelos.

 

(Fuente: El País)

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: